martes, 18 de mayo de 2010

Un caminito

“Andemos un caminito
que tiene como final
dos palitos que se cruzan
como signo de sumar.
Un palito mira hacia el cielo
el otro siempre a los lados;
el de arriba mira a Dios,
el de al lado a los hermanos.”


Esta bonita canción me la enseñó un amigo al que quiero mucho y al que considero como un hermano mayor. Los niños la aprenden enseguida, con la ayuda de la mímica, y el mensaje es muy bonito.

También me enseñó que la fe la podemos vivir de dos maneras: de una manera estática, vertical. Es decir, Dios arriba y yo abajo, y la relación fluye de mí a Dios y viceversa. Pero esta fe es estéril, no da fruto, está incompleta. También podemos vivir la fe de una manera dinámica, es decir, nuestra fe orientada hacia varias direcciones, hacia Dios y hacia los demás. Esta fe es fértil, da muchos frutos y es completa. ¿Cuál de ellas escogeríais?

(Dedicado con mucho cariño a A.R. que, aunque ya no esté tan cerca, siempre lo llevamos en el corazón)

3 comentarios:

Iris dijo...

Eh, esta canción me suena, la cantamos muchas veces verdad?


Un beso

Maria dijo...

Ay la Fe!!

Ya no esta en muchos de nosotros,y menos en los jovenes de hoy en dia....es igual q la cancion,antigua pero que esta ahi,cuando un@ la quiera buscar

♥Alicia dijo...

Quien no ama a su hermano a quien ve, no puede amar a Dios a quien no ve... (La Biblia)

Mejor la fe orientada a Dios y a los demás. Lleva frutos, da alegria y mucha paz.

Amiga hermoso post.

Besitos.